Conferencista colombiano de motivación

-

conferencista-colombiano-de-motivacionActualmente existe una amplia gama de conferencistas colombianos de motivación, los cuales están enfocados en manejar grupos de organizaciones que se encuentran dispersos, con energías que no dejan fluir el trabajo en equipo, y por ende, impactan negativamente la productividad en las empresas. 

 

Desde hace varios años, las empresas entendieron que el recurso más importante que ellas tienen es el ser humano que labora dentro de ellas, concentrando todos sus esfuerzos en el mejoramiento interior de todas las personas. Es así como actualmente gran cantidad de personas se han dedicado a llevar mensajes de motivación a grupos empresariales.

 

Papá Jaime, con todos sus programas dedicados al trabajo del SER, puede ser considerado como un conferencista colombiano de motivación, ya que tiene un gran recorrido y experiencia en muchos sectores empresariales, no solo de Colombia, sino alrededor del mundo, llevando un mensaje que hace que las personas logren entender que pueden ser realmente felices cuando aman lo que hacen y hacen lo que aman.

 

Muchas empresas olvidan la importancia de mantener motivados a sus colaboradores, invirtiendo pocos recursos para obtener los resultados deseados: un incremento en sus ventas, empleados que acuden a su trabajo con una sonrisa, atendiendo a los clientes de la mejor manera porque trabajan en un lugar donde se sienten valorados, haciendo un trabajo que aman y desarrollándose como personas exitosas y felices.

 

Estas empresas buscan motivar a sus colaboradores con bonos, comisiones, incluso con refuerzos negativos como penalizaciones por llegar tarde o no alcanzar sus ventas, sin saber que están yendo por el camino equivocado al tratar de mantener el ánimo en las personas que conforman a la compañía, ya que su ánimo y deseos por trabajar vienen del interior.

 

La palabra “motivación” se ha utilizado de forma indiscriminada: se piensa que una persona que acude a trabajar de mala gana, no rinde o se siente desanimado es porque no está motivado, es decir, que no tiene ánimo para trabajar. Estas explicaciones se alejan de los conceptos de la psicología, pero también de la espiritualidad, ya que la palabra “motivación” proviene de “motivos”, entonces ¿Cuáles son nuestros motivos para acudir al trabajo?, y más profundamente: ¿Cuáles son nuestros motivos para vivir?